¿Qué es el Síndrome del Edificio Enfermo (SEE)?

SEE

Cuando uno piensa en contaminación, es habitual hacerlo pensando en la contaminación ambiental, producto del smog. Y si bien esto es cierto, también hay otros tipos de contaminación, que tienen que ver con el ambiente, pero que no son tan macros, sino que afecta a un determinado espacio, por diferentes motivos. Es así como es perfectamente factible desarrollar enfermedades, debido a este problema.

Como ya lo mencionamos, la contaminación del aire permite la propensión de diferentes enfermedades. Una de ellas es la que se conoce como el Síndrome del Edificio Enfermo (SEE) que no es considerada una patología del edificio en sí mismo, sino como el conjunto de enfermedades que sufren sus ocupantes y que están ocasionadas o estimuladas por la contaminación del aire en los espacios cerrados o por un edificio en mal estado.

Esto no es una situación menor, por lo que es bueno conocer ciertas cosas al respecto.

  • Este síndrome suele producirse en edificios con climatización automática y ventanas que no se puedan abrir, paredes y suelos con moquetas y que estén construidos con materiales de mala calidad.
  • Para que se considere SEE al menos el 20% de los ocupantes debe sentirse afectado.
  • Congestión nasal y de los senos frontales, afonía, alteraciones del gusto y el olfato, sequedad e irritación de las vías respiratorias, cefaleas, fatiga y otros son los síntomas más frecuentes.

Además, de los síntomas antes mencionado, también estamos ante un SEE si aparecen otros síntomas que son distintos, físicos o psicológicos, dependiendo del origen concreto del síndrome en cada caso. Comúnmente todos los síntomas suelen desaparecer cuando se abandona el edificio, ya sea de inmediato o después de unos días. Por lo general, el SEE se suele dar en edificios con sistemas de ventilación mecánica o aire acondicionado, pero también es posible de observar en edificios que poseen ventilación natural.

Dónde se suele originar

En particular, el SEE se da con mayor habitualidad en los edificios con climatización automática y ventanas que no se pueden abrir, paredes y suelos recubiertos de materiales textiles (moquetas) y fabricados con materiales de baja calidad. No obstante, también existen edificios modernos y construidos con mucha atención en los detalles y en la calidad de los materiales que pueden presentar molestias derivadas del SEE. De hecho se considera que hasta un 30% de los edificios catalogados como modernos pueden estar afectados por el SEE.

En la evaluación de la calidad del aire del interior de un edificio es importante verificar la presencia de agentes químicos, ya sean gases o humos, físicos, biológicos o ergonómicos. También hay algunos factores psicosociales que son de importancia para la aparición de un SEE. Hacer un diagnóstico del SEE no es sencillo y las causas tampoco son detectables con simpleza, puesto que en muchos de los casos se observa una acumulación de diversos orígenes al unísono que originan el SEE.

,

No comments yet.

Deja un comentario

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes